No quiero morir así

01Abr08

La muerte es en esencia la extinción del proceso homeostático, por ende el fin de la vida.

No todas las muertes son iguales –pero si hacen lo mismo-, están las que pueden ser sumamente dolorosas pero muy cortas, y las que no son tan tormentosas pero desafortunadamente son más largas.

Estas son algunas de las personas que sufrieron una muerte, digamos “un poco extraña”.

Atila

Todos alguna vez –tal vez si querer– hemos oído hablar de Atila, el último y más poderoso rey de los Unos, pues se dice –según fuente– que este rey murió ahogado en sangre. Tras su noche de bodas, Atila se fue a acostar bastante ebrio. Esa fue la razón por la que no se dio cuenta que sufría una epistaxis (hemorragia nasal) interna; la sangre se coaguló y taponó su aparato respiratorio.

Michael Findlay

Murió decapitado por las hélices de un helicóptero. Desde luego parece una muerte apropiada para este director de cine, famoso por el dudoso mérito de rodar falsas Snuff movies (grabaciones de asesinatos reales).

Según tengo entendido, morir decapitado es la peor manera de dejar este mundo, se dice que son 2 segundos de dolor extremo, un dolor que jamás habías sentido y sin duda, el último que sentirás.

Pedro De Valdivia

Este militar y conquistador español, fue comido vivo por los indios araucanos. Le cortaron un brazo y luego le cauterizaron la herida. Devoraron la extremidad delante de él y siguieron desmembrádole con idéntico sadismo.

María Perschy

Quemada. La ropa de esta actriz tenía que ser rociada con un líquido ignífugo para protegerla en un rodaje de fuego. Pero, por error, la impregnaron con un producto inflamable.

Esquilo

La muerte de este brillante dramaturgo griego -considerado como creador dela tragedia griega“- es casi cómica; un águila que volaba a gran altura dejó caer una tortuga sobre su cabeza calva, la cual se cree que confundió con una roca.

En lo personal, las aves no me han dejado caer tortugas, pero si algunos desechos.

¿Con cual de ellas te quedas?

Fuente

AddThis Social Bookmark Button 

Anuncios


One Response to “No quiero morir así”

  1. aayyyy. que dolor. en la guerra entre francia e inglaterra, los ingleses mataron a un miembro de la casa real francesa metiendole un tubo por el ano, por el que introdujeron ascuas incandescentes, lo quemaron por dentro, pero sin dejar muestras fisicas de violencia.
    tal vez me equivoque y fueran los fanceses y no los ingleses, el resto lo leí por ahi, tal vez sea falso tambien, pero no deja de ser una muerte horrenda, ya solo que te metan un tubo por el culo…porque ademas no creo que lo lubricaran.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: